CONSEJOS DE VIAJE

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Si es tu primera vez viajando en avión, a la ansiedad y emoción de tu viaje se le van a sumar los nervios. De tener todo en regla, de no perder el vuelo, de que no te tomen por mula de drogas, de que no se caiga el avión, etc. Todo eso es normal.

Antes del día “V” (de vuelo o de viaje)

Para que tu paso por el aeropuerto sea lo más ágil y amigable posible, hay ciertas cosas que deberías hacer antes de viajar:

Chequear el equipaje permitido

Lo primerísimo que tenés que hacer, una vez que hayas comprado el/los pasaje/s, es chequear los permisos de equipaje de la aerolínea: la cantidad de bultos, las medidas y el peso máximo. Por lo general varían dependiendo de si el vuelo es nacional o internacional.

Ya sea que viajes con equipaje de mano (el que va con vos en la cabina), equipaje a despachar (el que va en la bodega del avión), o ambos, es fundamental que sigas las reglas. Si llegás al mostrador en el aeropuerto y tu valija/mochila es más grande de lo permitido o pesa demasiado, vas a tener que pagar multas. Y eso, además, te va a retrasar.

Hacer el check-in online

Hoy en día, la mayoría de las aerolíneas te permite hacer el check-in online días antes de tu vuelo. Pueden ser 72, 48, 36, o 24 horas antes del momento de partida. Te conviene chequear eso en la página de la aerolínea en cuestión.

El principal beneficio de hacer el check-in online es que podés elegir tu/s asiento/s. No como antes, que tenías que hacer la cola en el aeropuerto y el que tocaba, tocaba.

Te conviene ya llevar impreso el ticket de embarque (boarding pass). Esto te va a permitir ir directamente al control de seguridad si sólo viajás con equipaje de mano y no tenés que despachar nada. No va a ser necesario que hagas la cola en el mostrador (a menos que en la tarjeta de embarque especifique que tengas que presentarte en el mostrador de la aerolínea para algún chequeo especial de pasaporte, algo que puede ocurrir si se trata de un vuelo low cost).

Ojo con lo que ponés en la valija/mochila

Este es un punto clave. Hay elementos de uso diario que no se pueden transportar en avión, por ejemplo desodorante en aerosol. No des nada por sentado, informate acerca de qué elementos está prohibido llevar. Cualquier cosa sospechosa o prohibida que encuentren en tu equipaje va a ser una razón de demora, porque vas a tener que ir con la policía a identificar (y si corresponde, remover) el objeto en cuestión.

Es importante que en el equipaje de mano no lleves ningún objeto cortante o punzante. Nada que pueda ser considerado peligroso y poner en riesgo la vida de otros pasajeros. La segunda vez que viajé en avión tenía 15 años, e inocentemente llevaba conmigo mi cartuchera del colegio. En el control de seguridad me llamaron aparte para abrir la valija, y se quedaron con mi tijera.

Tampoco se pueden llevar contenedores de líquidos/cremas de más de 100ml.

Declará tus objetos de valor

Esto es importante para que cuando vuelvas a tu país, la aduana no te cobre un impuesto sobre objetos que ya tenías antes de viajar. Laptops, cámaras de foto, etc.

(Este proceso sólo lo tenés que hacer si tus objetos NO son de industria argentina. Si tienen el sticker de “Tierra del Fuego”, o ya tienen la estampa de la aduana no hace falta declararlos.)

El día “V”

Es fundamental que llegues al aeropuerto con 2 (si el vuelo es nacional) o 3 (si es internacional) horas de anticipación.

No que salgas de tu casa 3 horas antes. Que estés entrando al aeropuerto 3 horas antes. Es decir, que si vivís lejos, sumale el tiempo que te llevaría el traslado. Tené en cuenta horarios pico y demás. No existe peor sensación que la de estar atascada en el tránsito cuando tenés un avión que alcanzar.

Es preferible que te toque un día de suerte, con poca gente en el aeropuerto y que tengas que esperar una hora haciendo nada; a tener el corazón en la garganta hasta que te subís al avión (si es que llegás) porque se te hizo tarde y te encontraste con colas y colas de gente en cada etapa.

Encontrar la terminal y el mostrador correspondiente

Si el aeropuerto desde el que vas a volar tiene más de una terminal, en tu tarjeta de embarque debería estar especificada desde cuál va a salir tu avión. A veces los aeropuertos son chicos y tienen solo una terminal, así que si no dice nada, no te preocupes.

En la mayoría de los casos, las terminales “se dividen” por aerolínea. Vas a encontrar carteles con el listado de las que se corresponden con cada terminal en diferentes puntos del aeropuerto. (En Ezeiza por ejemplo, los podés ver en la entrada al estacionamiento, para saber en qué playa te conviene estacionar.)

Una vez que estés en la terminal correspondiente, toca encontrar el mostrador de la aerolínea. Por lo general vas a encontrar carteles del estilo “Aerolíneas Argentinas 13-19”. Eso quiere decir que entre los mostradores 13 y 19 se está haciendo el check-in de vuelos de Aerolíneas (no sólo el tuyo necesariamente).

Hacer el check-in y despachar el equipaje

Una vez en la cola, tené a mano tu pasaporte y tu tarjeta de embarque (si la llevaste impresa). Si ya habías hecho el check-in online, este paso no es necesario a menos que tengas que despachar equipaje.

Cuando te toque el turno, te van a pedir el pasaporte. Si no hiciste el check-in te lo van a hacer en el momento, y te van a dar un asiento al azar. Para despachar equipaje, te lo van a hacer poner en la cinta transportadora que está junto al mostrador, para pesarlo. Si está todo en regla, le ponen un adhesivo identificatorio para que llegue al aeropuerto correspondiente, y adiós valija.

También te van a preguntar si llevás equipaje de mano, y si es así lo van a pesar. ¡SIEMPRE te van a pesar el equipaje, no zafa nadie! Así que no te mandes ninguna argentinada confiando en que justo a vos no te van a decir nada. No viajes con sobrepeso, a menos que no te moleste pagar extra.

Ahí también te van a decir cuál es la puerta de embarque (gate) de tu vuelo. Por ejemplo, B16. Y te van a remarcar a qué hora empieza el abordaje.

ACLARACIÓN:

A esa hora tenés que estar frente a la puerta de embarque. ¡Tené en cuenta que todavía tenés que pasar por seguridad y migraciones! No te distraigas.

Pasar por el control de seguridad

Inmediatamente después de hacer el check-in/ despachar equipaje, te vas a buscar tu puerta de embarque. En el camino vas a encontrar (o más bien, te encuentra a vos) el control de seguridad.

Esta es la parte que se puede poner más pesada si hay mucha gente para pasar. El control consiste básicamente en pasar tu equipaje de mano (y después vos) por un scanner.

Vas a tener que sacarte cualquier cosa que pueda activar el detector de metales. Accesorios, llaves, monedas, etc. y ponerlos en una bandejita. En otra bandejita vas a poner tus electrónicos. Y en otra bandejita, la bolsita tipo ziplock con tus líquidos/cremas (nunca más de 100 ml por contenedor).

Recomendación: ese día ponete medias decentes. Cada vez es más frecuente que te pidan sacarte los zapatos para pasar por el detector de metales.

Si cuando pasás suena, te van a hacer ir a un lado y un agente (de tu mismo sexo) te va a pasar un detector más específico. No te asustes. Probablemente lo activó algo en tu ropa o algo que te hayas olvidado de poner en las bandejitas.

Puede ser que te pidan que abras la valija. Es para ver algo puntual, que seguro no pudieron identificar con el scanner.

Tips para pasar rápido por seguridad

  • Prepará tu equipaje de mano de manera que sea fácil sacar los electrónicos y los líquidos.
  • Andá sacándote el abrigo, el cinturón, la billetera, etc. cuando se acerque tu turno. Así lo único que tenés que hacer es ponerlos en la bandeja y no retrasás la cola.
  • Ni se te ocurra hacer bromas relacionadas con bombas, atentados, terroristas, etc. Esto en ningún momento en realidad. Hay cámaras por todos lados, no sólo en seguridad. No hagas nada que pueda parecer sospechoso, aunque sea en chiste.

Pasar por migraciones

A menos que viajes dentro de tu propio país, vas a tener que pasar por el control migratorio. Acá nuevamente vas a tener que presentar el pasaporte. También te van a sacar una foto y te van a tomar las huellas digitales del pulgar. (Bueno, esto depende del aeropuerto realmente.)

Ir hacia la puerta de embarque

Recién ahora es cuando te podés relajar un poco, pero no tanto. Ubicá antes que nada dónde queda tu puerta de embarque. Hay aeropuertos gigantes, en los que llegar hasta allá te puede llevar 15-20 minutos.

No pierdas la noción del tiempo en el free shop. Acordate de la hora en la que empieza el abordaje, y asegurate de estar ahí a tiempo.

¡Disfrutá de tu viaje!

Viajar en avión no es complicado. Lo único que tenés que hacer es asegurarte de seguir todos los pasos correspondientes. 

Un último consejo: no pierdas de vista tu equipaje en ningún momento, ni aceptes llevar (o supervisar) equipaje de un desconocido. Si vas a transportar algo de otra persona, asegurate de saber qué es, y que sea legal.

Contactate con nosotros!

Ingresa tu Nombre
Ingresa tu Teléfono
Ingresa tu Mensaje

Info Contacto

Llamanos!
(+54 221) 4488080